“La autoestima baja es como conducir por la vida con el freno de mano puesto” – Maxwell Maltz

 

Dicen por ahí que el enemigo más grande del hombre es el mismo, sí, y yo estoy completamente de acuerdo con eso. La única persona que puede ponerte limites eres tú mismo, la única persona que decide hasta donde puedes llegar eres tú mismo. Cuando el miedo te paraliza para hacer las cosas que te gustan, entonces estamos en problemas.

Sentir miedo es lo más normal, sin embargo, no debe quitarte la oportunidad de vivir estas experiencias y si lo hace, probablemente estemos hablando de una autoestima baja.

Pero empecemos por lo primero ¿qué es la autoestima? Autoestima es el conjunto de pensamientos, sentimientos y percepciones que tenemos de nosotros mismos. Cuando la tenemos en un nivel muy bajo, lo más común es que nuestros pensamientos sean negativos, que no nos creamos capaces de hacer las cosas o merecedores de las cosas buenas que nos pasan.

Tener baja autoestima puede tener muchas repercusiones en nuestra vida cotidiana, por ejemplo, en un trabajo una persona con baja autoestima tiende a ser poco productiva pues no se siente capaz de tener un buen desempeño. En una relación amorosa la persona puede ser insegura pues no se siente merecedora de cualquier tipo de amor. En la familia, un padre inseguro tiende a compartirles a sus hijos estas inseguridades y a querer que ellos se vuelvan lo que él no se siente capaz de ser.

 

Pero hay muchas formas para mejorar tu autoestima, así que si crees que puedes tener la autoestima baja estos tips probablemente te ayuden:

Concéntrate en las cosas en las que eres bueno

Haz una lista en las cosas en las que eres bueno, si te cuesta mucho puedes preguntarle a la gente de tu mayor confianza en que cree que eres bueno y explota todas esas habilidades y aptitudes.

Cambia tus pensamientos automáticos

Si eres el típico que cuando algo le sale mal se lo reprocha, cámbialo a un positivo, por ejemplo:

  • Hablar en público siempre me sale mal – trabajaré mas para mejorar cuando hable en publico
  • No puedo – si me esfuerzo un poco más seguro lo conseguiré

No te compares

Tenemos que entender que todos somos distintos y por ende algunos somos mejores en ciertas cosas que otros, por esto, compararte con los demás no sirve de nada. Tu único reto debes ser tú mismo y tu comparación debe ser contigo. Esfuérzate por ser cada día mejor de lo que lo fuiste ayer.

Antes de dormir

Piensa en las cosas buenas que has hecho hoy, en lo que has mejorado y en lo que tienes que trabajar, los retos superados y las nuevas metas.

Trátate con amor

Para exigirles a los demás que nos traten de la manera adecuada primero debemos hacerlo nosotros mismos. Tú pones la pauta del trato que mereces. Quiérete, tienes derecho a ser feliz.

Libérate de tus miedos e inseguridades. No vivas la vida con un freno de mano y aprende a disfrutarte a ti mismo, que no hay persona más valiosa e importante en el mundo que tú.

Categorías: Autoestima

Leave a Reply