La atención a distancia surge como una modalidad de ayuda a personas que buscan resolver problemáticas o mejorar su salud emocional utilizando como medio de comunicación el internet. Las intervenciones han demostrado ser efectivas y se constituirán en una estrategia que puede ser de gran ayuda en el ámbito de la psicología clínica, las cuales pueden complementarse con intervenciones tradicionales, ajustándose mejor a ciertos tipos de pacientes.

La psicología puede beneficiarse al incorporar herramientas tecnológicas en procesos psicoterapéuticos.Sin embargo, a pesar del gran número de usos que se pueden aprovechar de esta tecnología, llama la atención su escasa utilización, y los prejuicios y críticas que generan (Rees y Stone, 2005).

Uno de los mitos sobre la atención a distancia en psicología: 

“El internet limita el vinculo y el contacto interpersonal”, lo cual es falso ya que existen evidencias que la web potencia el anonimato y la intimidad, facilitando la sinceridad y la desinhibición en una relación terapéutica (Berger, Wagner, y Baker, 2005; Jones, Staples, Coker, y Harbach, 2004; Suler, 2004).

Razones para utilizar internet en psicoterapia:

  1. Aprovechar las ventajasde la comunicación a distancia.

    2.     Reducir los costos.

    3.     Acceder a grupos aislados y/o estigmatizados.

    4.     Favorecer la continuidad del tratamiento, prevenir recaídas y tener un seguimiento adecuado.

    5.     Brindar la posibilidad de control de la intervención por parte del usuario.

    6.     Potenciar la posibilidad de estructuración del programa por parte del clínico.

    7.     Potenciar la información recibida por los pacientes de parte de los profesionales.

    8.     Aprovechar el atractivo que tiene internet para que algunos grupos específicos (jóvenes, empresarios) se comuniquen. 

    9.     Promover la salud emocional y la atención psicoterapéutica,

    10.   Tratamientos que involucren trabajo en casa.

    11.   Aumento de la continuidad de la atención.

    12.   Ajustarse con las tendencias actuales.

Las nuevas tecnologías, específicamente internet, han llegado para quedarse y tanto los profesionales, las estructuras institucionales y personas comunes deben comenzar a asimilarlas, obteniendo el mayor provecho y beneficio para los usuarios. Los procesos psicológicos se están transformando, y se muestran como alternativa a la atención tradicional demostrando eficacia.

Internet y los ordenadores pueden brindar muchas posibilidades y ventajas al trabajo clínico, tales como: guardar una sesión para un análisis posterior, enviar un correo entre sesiones reforzando la realización de tareas, tener agendas que sirvan de recordatorio para pacientes y profesionales de la salud acerca de la hora y fecha de su terapia.

Además, se puede mantener una página web con información psicoeducativa y hasta diseñar un ambiente de exposición disponible online. Internet se vuelve más común y utilizado, y por tanto una herramienta de amplio uso que podría facilitar la accesibilidad a los tratamientos.

Fuentes:
*Soto, F., Franco, F., Monardes, M. & Jiménez, C. (2010), “Internet y Psicología Clínica: Revisión de las Ciber-terapias”, Dykinson (Madrid, España), recuperado de: https://gredos.usal.es/bitstream/handle/10366/97286/DPETP_JimenezGomez_InternetyPsiologiaClinica.pdf?sequence=3&isAllowed=y  
* Luque, L. (2009) “Ciberterapia y realidad virtual en terapia psicológica” Universidad Nacional de Córdoba, Argentina , recuperado de: https://www.psicologiacientifica.com/ciberterapia-realidad-virtual-psicologia/

Ilustración: Designed by Freepik



Leave a Reply